Nervio cubital

Disfunción del nervio cubital.

 

Es un problema con el nervio cubital, el cual va desde el hombro hasta la mano y permite el movimiento o la sensibilidad en la muñeca y la mano.

 

Causas, incidencia y factores de riesgo.


El daño a un grupo de nervios, como el nervio cubital, se denomina mononeuropatía. Mononeuropatía significa que hay daño a un solo grupo de nervios. Los trastornos tanto locales como generalizados pueden causarle daño sólo a un nervio.

 

Las causas usuales de mononeuropatía son:


Una enfermedad en todo el cuerpo que daña a un solo nervio

 

Lesión directa a un nervio

 

Presión prolongada sobre el nervio

 

Presión sobre el nervio provocada por inflamación o lesión de estructuras corporales cercanas

 

La neuropatía cubital ocurre cuando hay daño al nervio cubital, el cual baja por todo el brazo. Este nervio está cerca de la superficie del cuerpo cuando pasa por el codo. El daño destruye la cubierta del nervio (vaina de mielina) o de parte del nervio (axón) y retrasa o impide el envío de señales nerviosas.

 

El daño al nervio cubital puede ser causado por:

 

Presión prolongada sobre el codo

 

Fractura o dislocación del codo

 

El dolor temporal y el hormigueo de este nervio puede ocurrir si se golpea el codo, produciendo la experiencia de golpear el "hueso de la risa" a la altura de esta articulación.

 

Una presión prolongada sobre la base de la palma de la mano también puede dañar parte del nervio cubital.

 

En algunos casos, no se puede identificar ninguna causa.

 

Síntomas.

 

Sensaciones anormales en el dedo meñique y parte del dedo anular, generalmente en el lado de la palma.

 

Pérdida de coordinación de los dedos de la mano.

 

Entumecimiento, disminución de la sensibilidad.

 

Dolor.

 

Hormigueo, sensación de ardor.

 

Debilidad de la mano.

 

El dolor o el entumecimiento pueden despertarlo a uno. La afección se agrava por actividades como el tenis o el golf.

 

Signos y exámenes.


Es importante una historia cuidadosa de cuándo empezó el problema y lo que usted podría haber estado haciendo que pudo haber lesionado el nervio.

 

Un examen de la mano y la muñeca puede revelar la disfunción del nervio cubital. Los signos pueden abarcar:

 

Deformidad en forma de "garra" (en casos serios)

 

Dificultad para mover los dedos

 

Atrofia de los músculos de la mano (en casos serios)

 

Debilidad de la mano que se dobla

 

Se pueden necesitar exámenes, dependiendo de su historia clínica, síntomas y hallazgos en el examen físico. Estos exámenes pueden abarcar:

 

Exámenes de sangre.


Estudios imagenológicos

 

Pruebas de conducción nerviosa

 

Registro de la actividad eléctrica en los músculos (EMG)

 

Radiografías

 

Tratamiento

 

El objetivo del tratamiento es permitir que usted utilice la mano y el brazo lo más que pueda. Además, se debe identificar y tratar la causa. En algunos casos, no se requiere tratamiento y uno mejora por sí solo.

 

Los medicamentos pueden abarcar:


Analgésicos de venta libre o con receta para controlar el dolor (neuralgia).

 

Otros medicamentos como gabapentina, fenitoína, carbamacepina o antidepresivos tricíclicos como amitriptilina o duloxitina, para reducir los dolores punzantes.

 

Corticosteroides inyectados en el área para disminuir la hinchazón y la presión sobre el nervio.

 

Una férula de soporte ya sea para la muñeca o el codo puede ayudar a prevenir una lesión posterior y aliviar los síntomas. Posiblemente necesite usarla de día y de noche o sólo en la noche.

 

La cirugía para aliviar la presión sobre el nervio puede ayudar si los síntomas empeoran o si hay evidencia de desgaste de parte del nervio.

 

Otros tratamientos pueden abarcar:


Ejercicios de fisioterapia para ayudar a mantener la fuerza muscular.

Asesoría ocupacional, terapia ocupacional para cambios que se pueden hacer en el trabajo o reentrenamiento.

 

Expectativas (pronóstico)

 

Si se puede identificar la causa de la disfunción y tratarla eficazmente, hay una buena posibilidad de una recuperación completa. En algunos casos, puede haber pérdida parcial o completa del movimiento o la sensibilidad. La neuralgia puede ser grave y durar mucho tiempo.

 

Si el dolor es intenso y continuado, acuda a un algiólogo para asegurarse de tener acceso a todas las opciones para su tratamiento.

Complicaciones.

 

Deformidad en la mano.

 

Pérdida parcial o total de la sensibilidad en la mano o en sus dedos.

 

Pérdida parcial o total del movimiento de la muñeca o de la mano.

 

Lesión recurrente o inadvertida de la mano.

 

Situaciones que requieren asistencia médica.

 

El diagnóstico y tratamiento tempranos incrementan la posibilidad de curar o controlar los síntomas.

 

Consulte con el médico si:

 

Tiene síntomas de disfunción del nervio cubital.

 

Se ha lesionado y experimenta hormigueo, entumecimiento o dolor persistentes que baja por el antebrazo y el cuarto y quinto dedos.

 

Prevención

 

Evite la presión prolongada sobre el codo o la palma de la mano. Los yesos, las férulas o tablillas y otros aparatos siempre se deben examinar para que ajusten apropiadamente.

 

http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/000789.htm

 

 

Nervios de cada mano.
Nervios de cada mano.

El nervio cubital es un nervio mixto. Desde el punto de vista motor solamente inerva dos músculos del antebrazo (flexor cubital del carpo y flexor profundo de los dedos 4º y 5º), dirigiéndose fundamentalmente a la mayoría de músculos de la mano (músculos de las eminencias hipotenar y tenar, interóseos y lumbricales). Recoge la sensibilidad de la piel de la mitad cubital de la palma y dorso de la mano, y en los dedos 4º y 5º.

 

La manifestación fundamental de la lesión cubital es debida a la debilidad muscular de la mano, compartiendo, las lesiones proximales y distales, en su evolución, la característica mano en garra por debilidad de interóseos y lumbricales. Las lesiones proximales al codo suelen ser de origen traumático, y producen debilidad de la flexión de las articulaciones interfalángicas de los dedos 4º y 5º por pérdida de función del músculo flexor común profundo de los dedos y de la flexión de metacarpofalángicas de los dedos 2º a 4º a consecuencia de la debilidad de los músculos interóseos y lumbricales. Igualmente se debilita la aducción de los dedos y abducción del 5º. En la exploración observamos el signo de Froment por debilidad del aductor del pulgar. La atrofia más llamativa en los músculos interóseos, sobre todo el primero dorsal, y eminencia hipotenar. La sensibilidad estará alterada en el 5º dedo y mitad cubital del 4º así como la mitad cubital de la palma de la mano hasta la muñeca.

 

El atrapamiento del nervio cubital en el codo es el segundo síndrome de atrapamiento más frecuente, después del síndrome del túnel carpiano. La clínica es similar a la descrita en lesiones proximales. Los síntomas iniciales suelen ser sensitivos intermitentes. Un signo precoz es la separación del 5º dedo del resto de los dedos. Es característico el dolor en el codo con o sin irradiación al borde cubital de la mano, y el aumento de los síntomas por la noche y con la flexión del codo o la muñeca.

 

Cuando la lesión del nervio cubital es en el antebrazo la clínica es como en lesiones proximales, pero se preserva el flexor cubital del carpo.

 

La compresión a nivel de la muñeca y mano es el segundo punto más frecuente de compresión del nervio cubital. En la lesión completa se altera la sensibilidad de la mitad cubital palmar de la mano y del dedo 5º, y mitad cubital del 4º, y hay debilidad de los músculos hipotecares, los cuatro interóseos dorsales y lumbricales 3º y 4º, y el aductor y flexor del pulgar, siendo frecuente la mano en garra.

 

La lesión aislada del ramo dorsal sensitivo puede ser traumática o compresiva, produciendo dolor y parestesias en el territorio cutáneo del dorso cubital de la mano, y dedo 5º y mitad del 4º.

 

http://www.neurowikia.es/content/nervio-cubital-c7-d1